Los resultados de las primarias demócratas de Iowa se retrasan por problemas técnicos

0
515
El Partido Demócrata descarta un ataque informático y atribuye la demora a la necesidad de controles de calidad adicionales

**El Partido Demócrata descarta un ataque informático y atribuye la demora a la necesidad de controles de calidad adicionales

EUA, 3 Ene-20 (Agencia).- Los resultados de los esperados caucus de Iowa, las asambleas vecinales que marcan el comienzo de las elecciones primarias, se han retrasado este lunes por problemas técnicos e «incongruencias» en la información recibida. En el primer asalto de la batalla demócrata hacia la Casa Blanca, la sorpresa de momento no ha sido ni una gran victoria de Bernie Sanders, ni un desplome de Joe Biden o el resurgimiento inesperado de los aspirantes más rezagados. Lo que nadie vio venir es que, pasada la medianoche (hora local, siete de la mañana en hora peninsular española), la información no estaría disponible.

El pistoletazo de salida de la batalla por la presidencia más poderosa del mundo se ha convertido en una fiesta de confusión. Los precandidatos en liza -Bernie Sanders, Joe Biden, Elizabeth Warren o Pete Buttigieg- han salido a los escenarios de sus respectivas sedes electorales para dar discursos más propios de mitin que de reacción a resultados, pues no hay resultados a los que reaccionar. La campaña de Donald Trump aprovechó para cargar contra los demócratas. “Los demócratas se están cociencia en un desastre de caucus de su propia creación» con el sistema de recuento «más chapucero de la historia», se mofó Brad Pascale, jefe de campaña, en un comunicado.

En un comunicado, el partido demócrata de Iowa ha admitido «incongruencias» en la información recibida de los caucus, debido a problemas con la aplicación informática utilizada, y ha descartado un pirateo informático o alguna intrusión. “La integridad de los resultados es primordial», ha señalado el portavoz, Mandy McClure. «Hemos experimentado un retraso en los resultados debido a los controles de calidad y al hecho de que el partido está informando de tres grupos de datos por primera vez».

El ganador de los caucus de Iowa se elige mediante un sistema proporcional entre el número de votos y de delegados obtenidos tras la votación. Hasta ahora, el único resultado que se daba a conocer era el final, el del total de delegados, pero, por primera vez, este lunes se iban públicos también otros datos, como el número de votos individuales recibidos en la primera ronda o los obtenidos en la segunda. Grosso modo, las asambleas funcionan así: los votantes se agrupan por candidatos y van pasando cribas en las que los aspirantes que no logran un mínimo de votos van cayendo y sus seguidores se van mudando con otros candidatos.

Iowa tiene una historia fascinante dentro de la democracia estadounidense. Un pequeño Estado agrícola, de poco más de tres millones de habitantes, donde los ciudadanos votan en asambleas vecinales a mano alzada, tras un debate en voz alta. Este lunes, ese modelo arcaico ha mostrado sus inconvenientes.

La campana de Trump, en medio del desconcierto, celebraba la victoria del presidente en sus primarias. Porque sí, hay dos republicanos que han intentado disputarle la candidatura para noviembre con unos resultados irrisorios. Joe Walsh, un locutor de radio conservador, y William Weld, el libertario exgobernador de Massachusetts. Trump sigue siendo presidente y el líder de su partido. Esa es la úncia certeza de esta noche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here